martes, 28 de abril de 2009

¡Una noche de té y setas que me hacen reír!

De repente vi clara sus intenciones. Él no quería sexo. Sus pasos eran lentos, sus gestos nerviosos e inciertos y su voz temblaba como la de un quinceañero inmaduro. ¡¡Se estaba enamorando!! ¡¡De mí!!¿Por qué? ¿Por qué? Rápidamente quité su parche en el ojo y vi su verdad. Toda aquella atmósfera de misterio y ambigüedad extrema se había roto. Su liguero debajo de ese traje marrón chocolate no me enloquecía, habíamos arriesgado y perdido. ¡¡Se estaba enamorando!! ¡¡Maldito!! Como la fina y remilgada dueña de un burdel que soy, le eché de mi cama, de mi casa y de mi sexo.
Su última pregunta (después de cuatro llamadas a través del balcón fue):
¿Nunca te has enamorado?
Mi respuesta fue corta, me estaba dando placer así que rápidamente contesté:
Del señor Parled.

De nuevo aquí comienza mi juego, retomo mi pertida en el amor, pero esta vez sin sentimientos. Por favor pido que me refresquéis las reglas del juego….


Nelly Parled.

miércoles, 22 de abril de 2009

¡A ellos les gusta ser más como la Gata Flora!


¡Perdonad por no poder dejaros los camerinos, pero desde el último concierto de Madonna los tenemos destrozados!

miércoles, 15 de abril de 2009

¡Se rompió el toro que tenía encima de la tele , ahora solo está la sevillana!


Ella, al igual que su personaje en aquella pequeña casa de muñecas, donde las patas de las sillas eran clips y la ventana un trozo cera seca, acababa de ser abofeteada románticamente. Y con un sacerdote. ¿Había algo peor? Lo hay… estaba embarazada.

miércoles, 8 de abril de 2009

jueves, 2 de abril de 2009

¡A ella ya la llamaron y encima en el Super de la esquina!

Ya sabéis que a mi lo que es dramatizar nunca me ha gustado, pero hoy me han dicho que:

¡¡Las Walpurgis me van a llamar!!


Pero no
quiero dramatizar…